Portafolletos: el expositor perfecto para tus catálogos, revistas y proyectos

Las publicaciones impresas son ampliamente utilizadas por las empresas para dar a conocer un producto o servicio, por lo cual suelen existir en diversos tamaños y formas. Hablamos de folletos, flyers, catálogos, revistillas...

Su uso se ha convertido en una de las estrategias clásicas del mercadeo para que las personas que asistan a una feria puedan llevarse material con información de un producto o servicio, así como de la institución o empresa que lo ofrece. Así el portafolletos es una herramienta extensamente usada para la exposición de catálogos, proyectos o revistas.

Cuando se busca llamar la atención del consumidor, es necesario implementar una estrategia en la ubicación del material. En este sentido, el papel del portafolletos es vital también para el vendedor de calle, pues con su ayuda, podrá colocar en las posiciones principales aquella información que más le interese que lea o compre su clientela.

¿Cuáles son los usos principales del portafolletos?

1. Para los quioscos informales: Aquí la prioridad es que el comprador se lleve el material más rentable para el vendedor. En este sentido, el portafolletos le ofrecerá al dueño el espacio suficiente para poder ubicar su producto de forma estratégica.

 2. Para las ferias corporativas o eventos de gran repercusión empresarial: Aquí la herramienta puede utilizarse como un apoyo para la promoción de información importante. En este caso, la prioridad no es que el consumidor compre, si no que adquiera información y en el proceso perciba una buena imagen de la institución o empresa que se está promocionando.

¿Cuáles son sus ventajas?

1. Accesibilidad: Hará que la información que deseas transmitir sea más accesible al público, logrando que el mismo pueda contemplar el mensaje que deseas transmitirle.

2. Orden: cuando tu empresa tiene varios productos que ofrecer, este elemento te ayudará a destacar aquellos folletos de los productos que se quieran promocionar más, recomendamos utilizar el espacio más alto para destacar esos folletos.

3. Resistencia: fabricado en aluminio, acero cromado y metacrilato, el portafolleto es una estructura display con gran resistencia.

4. Portabilidad: el portafolletos es plegable, característica que facilita su cómodo y fácil montaje y transporte.

Tomando en cuenta sus funcionalidades resulta evidente que el portafolleto se ha mantenido gracias a su gran versatilidad y practicidad, características que serían sumamente convenientes para promocionar tu trabajo, bien sea con fines corporativos o educativos.

Si ya decidiste usarlo, en ZonaPlotter contamos con varios modelos que se ajustan a tus necesidades. Puedes revisar nuestro catálogo y contactarnos. ¡Te ofrecemos una asesoría profesional!

producción

de 24 a 48 horas

envío del pedido

Servicio de mensajería 24 a 48 horas

Low cost

Mayor Calidad Precio

Stock Permanente

+ de 3.000 displays