Tipos de papel para impresión

La forma y la calidad de una impresión varían de acuerdo al papel que se utilice. Puede ser complicado escoger alguna clase de papel en específico que se acople a nuestras necesidades, a menudo porque no conocemos con exactitud las ventajas o desventajas de un tipo de papel determinado, de acuerdo al producto que deseamos imprimir. Es importante saber que los tipos de papel se dividen en tres: según su tamaño, su peso o gramaje y su textura o acabado. De ellos, a su vez, devienen otros tipos. Estos son algunos aspectos a tener en cuenta con respecto a estos papeles, considerando sus usos y formas más habituales:

Según el tamaño

El tamaño del papel se mide a partir de estándares diversos. El más común de todos es el de Serie A, que suele venir con el A4 predeterminado en los softwares digitales de escritura. La escala presenta el formato A0 como el más grande (841 x 1189 mm), y el A10 como el más pequeño (26 x 37 mm). Las imprentas, por lo general, recurren al A3 y el A4 para la ejecución de su trabajo.

Según el peso o el gramaje

Mientras mayor sea el gramaje, hay más posibilidades de que el papel sea de mejor calidad. Hay que tener en cuenta que la calidad del gramaje varía según la textura del papel, y que una impresión con gramaje más alto en offset no necesariamente garantiza mejores resultados que un gramaje aceptable en otro tipo papel. El gramaje de un papel puede ir de los 20 a los 400 gramos.

Según la textura o el acabado

Uno de los factores más importantes a la hora de imprimir tu diseño, texto o ilustración es definitivamente la textura o el acabado del papel. Hay muchísimas clases, y es posible encontrarse con materiales poco habituales. Sin embargo, es preciso concentrarse en los más conocidos y utilizados de todos, que pueden venir en colores, tonos y gramajes variados:

Offset: el más usado en la actualidad. Se usa a menudo para imágenes de resolución baja y fotocopias. Tienen una buena porosidad, y es económico.

Kraft: el papel estraza es grueso y usualmente marrón. Es un material muy poroso, por lo que no es recomendable imprimir diseños de abundantes colores. Últimamente se ha vuelto popular por su tono vintage.

Ahuesado: usado especialmente para la impresión de libros. Es ligeramente amarillento, de ahí el característico color del papel en las novelas y demás.

producción

de 24 a 48 horas

envío del pedido

Servicio de mensajería 24 a 48 horas

Low cost

Mayor Calidad Precio

Stock Permanente

+ de 3.000 displays